Prudential Seguros México

Mercadotecnia

Linked In

6 señales de que tu privacidad digital está comprometida

4 minutos de lectura

Puntos clave

  • Incluso las actividades del día a día pueden poner en riesgo tu información personal.
  • Observa cualquier señal que pueda mostrarte que tu identidad ha sido robada.
  • Cuando sospeches que tu información fue comprometida, comunícate con tus bancos para que cancelen tus tarjetas de forma inmediata.

El internet puede ser una herramienta muy útil para manejar tu dinero, pero también puede convertirse en un lugar peligroso para tu información personal. Cada vez que utilizas tu tarjeta de crédito para hacer compras, completas formularios con información personal por internet o envías mails que contengan datos sensibles, puedes estar poniendo tu identidad y tus finanzas en riesgo.

Esto no significa que debas evitar usar estos medios o herramientas, sin embargo, debes mantenerte alerta para actuar rápido si alguien obtuviera acceso a tu información. Por esto te dejamos 6 señales de alerta que pueden indicarte que tus datos fueron vulnerados:

1.- Obtienes un recibo por un servicio o producto que no adquiriste

Si te envían por correo electrónico un recibo de compra que desconoces, no lo ignores. Recibir estados de cuenta por cosas que no compraste podría indicar que alguien usó tu información personal para cometer fraude o robo.

Ponte en contacto con tu banco para hacer una aclaración sobre ese cargo a tu cuenta y haz un reporte sobre tu sospecha de que alguien usó tus datos.

2. Ves cargos extraños en tu tarjeta de crédito

Los cargos no autorizados en el estado de cuenta de tu tarjeta de crédito sirven como señales de alerta de que tu privacidad fue violada de alguna manera. Incluso si no utilizas tus tarjetas de crédito con frecuencia o si tu cuenta está configurada con pagos automáticos, debes revisar cada estado de cuenta cuidadosamente.

Lo mismo ocurre con todas tus cuentas bancarias. Haz una revisión rápida de tus estados de cuenta mensuales para asegurarte de que reconoces todos los movimientos.

Si encuentras un cargo extraño que no hiciste, llama a tu banco para presentar un reclamo o aclaración. También asegúrate de que cancelen tu tarjeta de crédito o débito en cuestión para evitar nuevos fraudes.

3. Afectación a tu historial crediticio

Derivado de un fraude de este tipo puede reportarse una mala nota en tu historial crediticio, por lo que deberás presentar una solicitud de aclaración ante las Sociedades de Información Crediticia (Círculo de Crédito y Buró de Crédito).

Que te nieguen un préstamo podría ser una señal de que tu identidad ha sido robada y utilizada para abrir nuevas cuentas o líneas de crédito, momento oportuno para revisar tu informe de crédito también.

4. Desaparece dinero de tu cuenta de ahorros

Si notas que tienes fugas de dinero después de pagar en algún establecimiento, habla con tu banco inmediatamente para cancelar e investigar el origen de esos movimientos. Se cuidadoso cuando pagues en establecimientos donde pierdas de vista tu tarjeta o en lugares que no frecuentas comúnmente.

5. Recibes alertas o correos electrónicos sobre intentos de inicio de sesión o cambios de contraseña

Las notificaciones de alerta de fraude deben tomarse en serio. Si recibes una notificación por mensaje de texto o correo electrónico de que tu contraseña ha sido cambiada (o se intentó cambiarla), no hagas clic en ninguno de los enlaces del correo electrónico. Comunícate directamente con tu proveedor de servicio para establecer una nueva contraseña o abre una nueva pestaña, inicia sesión en tu cuenta y restablece tu contraseña desde allí.

Para prevenir mejor el acceso fraudulento a tus cuentas, regístrate para la autenticación de dos factores siempre que esté disponible.

6. Recibes mensajes de texto o llamadas donde te dicen que debes confirmar datos personales

Si te llegan mensajes de texto (SMS) o llamadas donde te solicitan información personal es probable que estén tratando de vulnerar tus datos, ya que los bancos jamás piden ese tipo de información por ningún medio que no sea en persona. Cuelga inmediatamente y comunícate con tu banco para cerciorarte de que todo está en orden con tu cuenta y reporta el fraude con ellos.

¿Qué puedes hacer después?

Si ya fuiste víctima de robo de identidad, acude rápidamente a presentar una denuncia por fraude ante un Ministerio Público y repórtalo con tu banco. Ten en cuenta que si dentro de los siguientes 45 días naturales, tu banco no te da una solución, puedes acudir a la Condusef. En caso de que hayan robado tu identidad para la contratación de un servicio con tu nombre, puedes acudir a Profeco para levantar una queja formal.

Conoce nuestros planes

Preguntas Frecuentes

¿Tienes alguna duda acerca de tu seguro? Consulta nuestra base de preguntas frecuentes en donde hemos compilado las dudas más comunes acerca de nuestros servicios.

Conoce más

Artículos

Encuentra más información interesante que hemos preparado para ti acerca de cómo un seguro puede cambiar tu vida y por qué es necesario.

Conoce más

Asesoría personal

Nos importas tú y tus necesidades por eso acércate a uno de nuestros Agentes de Seguros Prudential para que te asesore personalmente y así tomes la mejor decisión.

Contáctanos