Prudential Seguros México

Mercadotecnia

Linked In

¿Cómo ayudar a los que amas a enfrentar el luto cuando ya no estés?

5 minutos de lectura

Puntos clave

  • Alienta a tus seres queridos a manejar su dolor antes de que te vayas.
  • Un Seguro de Vida puede aliviar las preocupaciones financieras de tu familia mientras enfrentan su duelo.
  • Alista todos tus activos financieros en un solo lugar.

Es difícil saber qué esperar y qué emociones surgirán cuando muere un ser querido, sobre todo si se te presenta una enfermedad en fase terminal o cuando tiene una edad muy avanzada. Sin embargo, tú mismo puedes ser parte del proceso que le ayude a tu familia y amigos a prepararse para tu propia muerte tanto como sea posible. Tener tales conversaciones en familia es muy complicado. Pero si los ayudas a prepararse mientras aún estás vivo, es posible que estén mejor preparados para manejar su dolor y sanación después de que te hayas ido. También debes preparar tus finanzas con anticipación para que tus seres queridos no tengan que experimentar un estrés adicional durante su luto.

Apoyo psicológico

Busca grupos de apoyo o especialistas que estén orientados a ayudar con la partida de una persona y platica con tus seres queridos al respecto de esto. Sin duda un experto en el tema les ayudará a enfrentar el proceso de tu muerte como un ciclo natural de la vida.

El regalo del tiempo

Actualmente, con el ritmo de vida tan acelerado que llevamos, las personas pueden sentir que deben avanzar rápidamente después de una pérdida. Pero el dolor lleva tiempo, por lo que tus seres queridos deben anticipar un viaje potencialmente largo ante la pérdida. Ayúdales a comprender que cada quien se cura a su propio ritmo y no necesitan apresurarse.

Protégelos, aunque no estés con ellos

El Seguro de Vida es una necesidad si hay personas que dependen de ti económicamente. El beneficio de una Póliza por fallecimiento puede proporcionar un ingreso muy necesario para cuando tus seres queridos comiencen a superar tu partida.

Al momento de tu muerte, tus familiares pueden utilizar la Póliza para pagar los gastos funerarios y otros gastos que se desprendan de tu partida. Y con el Seguro adecuado puedes permitir que tu pareja se tome un descanso del trabajo, así como también algo de ayuda en el hogar con las tareas domésticas, etc. Es una gran ayuda porque permite que las personas continúen con el estilo de vida al que están acostumbrados, no importa cómo usen el Seguro, éste siempre les ayudará a centrarse en su proceso de duelo sin que la preocupación financiera se haga presente.

Todo en su lugar

Es muy importante que tus seres queridos se tomen un tiempo para llorar, ten en cuenta que es probable que deban tomar una serie de decisiones financieras inmediatamente después de tu muerte. Pero puedes facilitarles este proceso organizando tus asuntos.

Haz una lista de todos tus activos financieros, como cuentas bancarias y de inversión, escrituras, Pólizas de Seguro de Vida, números de cuenta y contactos. También incluye correos electrónicos y sus contraseñas. Coloca toda esta información en un lugar seguro y asegúrate de que tus seres queridos sepan dónde encontrarla si algo llega a pasarte.

Si planeas dejar una herencia, es posible que necesites reunirlos para informarles qué recibirán y por qué. Esta es su oportunidad de explicar tu razonamiento y responder cualquier pregunta para que no haya sentimientos heridos o divisiones familiares después de tu muerte.

¿Qué puedes hacer después?

La ejecución de un testamento es un primer paso importante para garantizar que tu familia esté preparada para tu fallecimiento. Explícales cómo deseas que se distribuya tu patrimonio una vez que te hayas ido.

Lo que debes saber para crear una estrategia financiera

5 minutos de lectura

Puntos clave
  • ¿Necesitas priorizar? Una pista: tu futuro va primero.
  • Los pagos mínimos en tu tarjeta de crédito solo maximizarán tu estrés financiero a largo plazo.
  • Atrévete a soñar pero fináncialo por separado.

Si crees que ganas lo suficiente para cubrir tus gastos, pero siempre haces malabares para pagar tus deudas a tiempo... Si el dinero parece ser un lío que debes resolver constantemente.... Si, además, no tienes idea si tendrás suficientes ahorros para vivir en tus años de retiro, y probablemente ni siquiera estés asegurado…

Lo que tú necesitas es una estrategia financiera. Si no tienes una, puede ser porque quizá no sabes por dónde comenzar o qué incluir en ella. Solo necesitas algunos conceptos básicos para aprender a manejar tu dinero más efectivamente.

Crea un presupuesto

Para comenzar, debes de saber a ciencia cierta cuánto dinero gastas vs cuánto dinero ganas. Comienza a presupuestar registrando todos tus pagos cada mes. Después pregúntate a ti mismo si así es como quieres gastar tu dinero. ¿Realmente quieres seguir pagando tanto en restaurantes como lo haces? ¿Compras demasiada ropa? Es necesario que tomes algunas decisiones sobre tu presupuesto ideal en lugar de vivir simplemente con el que ya tienes improvisado.

Tip: analiza primero tus gastos necesarios y luego analiza cómo son tus gastos hormiga.

Maneja tu deuda

Si has estado pagando el mínimo en tus tarjetas de crédito es momento de que te detengas. Esto puede significar que tardarás décadas en pagar incluso una deuda pequeña. Ajusta tu presupuesto para que pagues más de esto y logres saldar la deuda en la mitad del tiempo.

Tip: considera la consolidación de tus deudas con alguna institución bancaria. Ellos establecerán un monto de pago que puede ayudarte a pagar el préstamo en un tiempo razonable. Con este procedimiento podrás reunir varias deudas en un único pago mensual para que puedas administrarte más fácilmente, solo ten en cuenta que, aunque el pago se reduzca, el plazo para saldar la deuda por completo puede llegar a extenderse.

Acércate a la Condusef para consultar dentro del Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES) qué instituciones están debidamente autorizadas para consolidar deudas.

Ajusta tu presupuesto para incluir cualquier pago de deuda adicional que debas realizar por encima de los pagos mínimos.

Planea tu retiro

Si no tienes ahorros para tu retiro comienza inmediatamente. Existen productos financieros como los Seguros de Vida que además de protegerte a ti y a tu familia y cuidar el valor de tu dinero para que no se devalúe con el tiempo, te ayudan a ahorrar para cuando decidas retirarte.

Siendo sinceros es muy difícil ahorrar suficiente dinero para cubrir los tipos de eventos que cubriría un Seguro. La mayoría de los profesionales financieros están de acuerdo en que, como mínimo, necesitas un Seguro de Vida con cobertura de salud, un seguro de gastos médicos, un seguro de automóvil y uno de vivienda.

Todos estos costos, en forma de primas mensuales, deben agregarse a tu presupuesto.

Tip: algunos empleadores ofrecen seguros de vida con coberturas pequeñas pero que pueden ayudarte, consúltalo con Recursos Humanos.

No olvides tu fondo de emergencias

Las emergencias suceden y con ellas surgen gastos imprevistos. Debes reservar suficiente dinero para que las necesidades financieras repentinas no desvíen tu presupuesto.

Este ahorro siempre parece ser un desafío. Como si siempre hubiera algo que no te deja apartar dinero para este propósito. En realidad, solo tienes que disciplinarte para ahorrar un poco cada mes. Empieza despacio y lo verás crecer con el tiempo.

Tip: idealmente, deberías tener suficiente dinero ahorrado para cubrir tus gastos durante seis meses a un año si perdieras tu trabajo.

Financia tus sueños

Toma tus sueños en serio. Si quieres viajar, enviar a tus hijos a la universidad o comprar un local, debes ahorrar para hacerlo realidad. Es cierto que no es fácil cumplir un sueño, pero puedes reconocer cuánto te costará para planear una meta con la cual puedas alcanzarlos. Calcula lo que necesitarías invertir o ahorrar para lograrlo, de este modo será más real.

Tip: abre una cuenta separada de todas las demás y deposita el cambio suelto. Esto puede ayudar a comenzar ese ahorro.

Cuida a tus herederos

Piensa en el testamento y en cómo éste puede ayudarte a pasar tus activos a los que amas. La buena noticia es que, por lo general, un instrumento como éste solo implica un costo único, por lo que no tendrás que agregarlo a tu presupuesto mensual.

Tip: asegúrate de que todos tus documentos estén actualizados con los beneficiarios apropiados. Esto incluye cuentas de ahorro para el retiro, Pólizas de seguro y documentos de Seguro de Vida.

¿Qué puedes hacer después?

Es fácil darte cuenta de que tu presupuesto va más allá de los gastos mensuales. Pero no te asustes. En su lugar, analiza bien tus finanzas, haz un plan y cúmplelo. Siempre recuerda que tienes opciones. Hasta que encares tus finanzas podrás tomar decisiones racionales sobre los movimientos que necesitas hacer para mejorarlas.

Conoce nuestros planes

Preguntas Frecuentes

¿Tienes alguna duda acerca de tu seguro? Consulta nuestra base de preguntas frecuentes en donde hemos compilado las dudas más comunes acerca de nuestros servicios.

Conoce más

Artículos

Encuentra más información interesante que hemos preparado para ti acerca de cómo un seguro puede cambiar tu vida y por qué es necesario.

Conoce más

Asesoría personal

Nos importas tú y tus necesidades por eso acércate a uno de nuestros Agentes de Seguros Prudential para que te asesore personalmente y así tomes la mejor decisión.

Contáctanos